Viva el duque, nuestro dueño

de Jose Luis Alonso de Santos

Se representó en la Sala Gonzalo de Berceo y en el Auditorium del Ayuntamiento de Logroño en 1987. La obra se llevó a la localidad francesa de Nogaro, en 1988.

Ha sido la obra más representada en la historia de Teatro Pobre, incluso con cambios en el reparto, ya que se llegó a representar ocho años depués de su estreno.

SINOPSIS:

(Retablo de Farsantes del S. XVII)

Las desventuras de una compañía de cómicos de la época nos dan pie para adentrarnos en la decadencia de la España imperial de los últimos Austrias. Estamos a finales del S. XVII y España ha pasado irremisiblemente a potencia de segundo orden. Económicamente está en bancarrota, los campos están despoblados por el hambre, la guerra, la peste y la muerte. Una legión de vagabundos, mendigos, cómicos, pícaros, bandoleros e hidalgos miserables, luchan por mantener los conceptos del honor y de la honra...

Y es en medio de este entorno hostil, donde se debaten para sobrevivir los protagonistas de nuestra obra.

 

REPARTO:

Fernando Gil CARCOMA

Óscar Ciaurri (sutituido por Íñigo Robredo) NICANOR

Guillermo Berganza GALLEGO

Marian Budía (sustituida por Mónica Llorente) TUERTA

Begoña Lema JULIANA

Guillermo Berger SIMPLE

Juan Carlos Picatoste COJO

Jorge Río (sustituido por César Peraita) NOVALES